Viajando Con ITC: Los Récords Más Locos De Hong Kong

Con un pie en Asia, otro en Europa y un tercero en el espacio sideral, la ciudad china menos china no duerme, acumula rarezas imposibles como la mayor concentración de Rolls Royce del mundo o el metro cuadrado más caro y consume vatios (y lujo) como si no hubiera mañana.

 

Con un pie en Asia, otro en Europa y un tercero en el espacio sideral, la ciudad china menos china no duerme, acumula rarezas imposibles como la mayor concentración de Rolls Royce del mundo o el metro cuadrado más caro y consume vatios (y lujo) como si no hubiera mañana.

Aquí sí encaja cien por cien el manido cliché de «un país de contrastes». Porque en Hong Kong, ese pedazo de metrópoli bañada por el Mar de China con un pie en Asia, otro en Europa y un tercero mirando hacia el espacio sideral (o más allá), cabe de todo. Desde la mayor concentración de Rolls-Royce, Porsches y demás coches de alta gama hasta el restaurante callejero con la estrella Michelin más barata. Sí. Se llama Tim Ho Wan y vende economiquísimos dim sums entre destartaladas mesas compartidas, cuchillos de plástico y servilletas de papel.

Visión nocturna de la ciudad

Visión nocturna de la ciudad

También se ubica aquí el m2 más caro del planeta (ni Nueva York ni Londres ni gaitas: está en Peak Road y cuesta 100.000 euros). Y entre el laberinto de callejuelas, mercadillos, luces de neón y scalextrics futuristas hay más tiendas de Louis Vuitton que de Zara. Y más locales con cinco tenedores que McDonald’s. Y el mayor consumo de electricidad del mundo. Y más rascacielos que en Nueva York. Por algo la imagen más emblemática es la del apabullante skyline de la bahía.

Son algunas de las curiosidades de esta «región administrativa especial» china (como Macao) que volvió a pertenecer al gigante asiático en 1997, tras un parón de más 150 años ligado al Imperio Británico. De ahí que muchos prefieran mirar hacia su último colonizador europeo para ciertas cosas. No en vano, los británicos llegaron en 1842, cuando acabó la primera de las Guerras del Opio y China se vio obligada a cederles el territorio.

Entre El Cantonés Y La Hora Del Té

La estatua de Bruce Lee, de 2,5 metros

La estatua de Bruce Lee, de 2,5 metros

El resultado es que aquí igual se habla cantonés (que no mandarín) que un inglés tan engolado como el de Oxford. Igual se come oca laqueada (que no pato, como en el resto de China) que se disfruta, con toda la parafernalia exigida, de la hora del té. Igual se celebra el Festival de los Faroles que se acude a una carrera de caballos, con nocturnidad, pamela y alevosía.

Los mercadillos callejeros de la isla de Hong Kong

Los mercadillos callejeros de la isla de Hong Kong

En resumen, «un país, dos sistemas». Por eso, el turista no necesita visado chino, se usa el dólar hongkonés (no el yuan) y el pasaporte local es de tapa azul (hay vía libre para el Espacio Schengen) y no roja, como los paisanos de Pekín. Hay que sumar una de las densidades de población más altas del planeta: 6.544 habitantes por km2. Y es que la superficie de esta región formada por una península unida a la provincia china de Cantón y 236 islas, incluida la de Hong Kong propiamente dicha, es de 1.100 km2, donde viven siete millones de almas. Eche cuentas…

Sigue la ruta en un Paseo de las Estrellas al estilo hollywoodiense donde no falta una estatua de Bruce Lee de 2,5 metros. Basta acercarse a Tsim Sha Tsui, con su agradable paseo marítimo, para marcarse un selfie con la leyenda de las artes marciales. El mejor momento es al caer la tarde, cuando propios y extraños llegan para inmortalizar el citado skyline, donde se han rodado películas como Tomb Raider, Deseando amar o Transformers. La de Batman, el Caballero Oscuro tiene escenario propio: la escalera mecánica más larga del mundo, de 800 metros. Tiene su lógica porque aquí las cuestas son cosa seria. Y el tráfico más, así que el Gobierno redujo dos problemas de un plumazo al montar la escalera.

Rascacielos Con Feng Shui

Otra opción ecológica: subirse a los tranvías estrechisimos, multicolores y de dos plantas que se retuercen por el centro, a un paso del concurrido Soho (sus bares nunca duermen) y de los mercadillos en los que se venden pájaros cantores, mejunjes para curar la impotencia, humeantes sopas de pescado seco o sujetadores de Margarita o Pepa’s Secret. De Victoria ni rastro…

No puede faltar una cata de 'dim sum'

No puede faltar una cata de ‘dim sum’

En el otro lado de la balanza, Hong Kong también es la casa de los hotelazos de cinco estrellas más deslumbrantes. Por ejemplo, la lujosa cadena Mandarin Oriental nació aquí en 1963. Hoy, cuenta con tres retoños en la zona, empezando por el original de Connaught Road, con 10 restaurantes, una preciosa barbería vintage y un club privado british total. Luego estaría The Landmark, más cosmopolita y funcional, y The Excelsior, uno de los hoteles de negocios más reputados de la isla.

El exclusivo trío responde a la reiterada arquitectura local de mega-rascacielos inteligentes construidos, eso sí, a golpe de andamios de bambú. (Los obreros que se encaraman a ellos bien podrían formar parte de la plantilla del Circo del Sol). La mayoría sigue las leyes del feng shui, ya sea para orientar la cama o atraer la riqueza hacia bancos como el de Hong Kong & Shanghai, diseñado por Norman Foster, quien también firmó el prodigioso aeropuerto de la zona. Como apunte, el tamaño de la isla artificial sobre la que se construyó, Chek Lap Kok, tuvo que ampliarse cuatro veces. Cosas de esta vida loca.

banner-website-2

 
X

El próximo curso Diurno empieza en Octubre 16, 2017. ¡No te quedes atrás! Llámanos, podemos ayudarte, 1-800-649-8139.

¤

Sometiendo esta forma, usted esta dando el consentimiento expreso por escrito para que International Training Careers se ponga en contacto con usted sobre los programas educacionales usando correo electrónico, teléfono o texto —incluyendo nuestro uso de tecnología automatizada para llamadas o texto al teléfono que usted nos brinde. Este consentimiento no se requiere para compra de artículos o servicios. (*) Indica campo requerido.

Please wait...
Quiero saber mas sobre sus programas en el campo de la salud
Las clases para adultos aún cuenta con matrículas disponibles
¡Si, deseo mas información!